Hacer tu propia tabla es una experiencia compleja pero maravillosa. Te permite crear algo exclusivamente tuyo para hacer mejor el surf. ¡Toma nota de ésta 2da parte!.
Desde la Escuela de Surf Las Dunas, en nuestro post previo, iniciamos el tema de la fabricación de tu propia tabla. Y es que no es imposible, con las herramientas y material adecuado podrás darle vida.

Hacer tu propia tabla: Parte II

Preparación de materiales:
1. El foam: paso previo al shapear

Es fundamental tener una plantilla con la forma de la tabla. La misma debe ser la mitad longitudinal, de centro a borde. Es decir, como si solo tuviesemos o la parte derecha o izquierda de la misma.

Hacer tu propia tabla
Via Pinterest.com

La plantilla se realiza punteando las medidas del diseño: Centro, proa (las 1eras 2 pulgadas) y popa (12 pulgadas). Estas medidas se unen de forma curva, creando así el outline de la tabla.

¿Cómo se trabaja la plantilla?

Se posiciona sobre el foam, y marcando con un lápiz, realizamos el trazo correspondiente. Girando la plantilla para obtener toda la tabla. Y luego, con el serrucho o sierra de calar, quitamos los sobrantes.

2. Shapeado: A darle forma

Éste proceso es más delicado y requiere tiempo, paciencia y dedicación. Ya que de él dependerá la calidad y el rendimiento de la surfboard. Tiene una serie de pasos:

  • Desbastar el foam con el cepillo eléctrico, por ambas caras. Profundizaremos lo justo para dar curvatura y grosor adecuado a la tabla.
  • Se hacen las curvaturas de los cantos, sin profundizarlos.
  • El cepillado debe realizarse de forma longitudinal, jamás a lo ancho.
Via pixabay.com

 

Estos 3 primeros pasos no dejan buen acabado, es preciso pasar a la parte realmente delicada: Usar las manos. Aqui aparece la lija de malla, con la cuál se debe dar forma final a la tabla. Y lo mejor, ya aquí se empieza a suavizar las curvas y bordes. Ésta etapa es larga y laboriosa.

3. Acabado de la forma: Etapa cuidadosa y de extrema revisión.

Perfeccionando cada curva y eliminando las irregularidades (por pequeñas que sean). Se retira el polvo y estará lista para el glaseado. Aquí se firma tu creación, en la parte del fondo junto al alma: medidas y tú firma.

4. Ubicación de las quillas:

Se trazan con el lápiz sobre el foam. Si son quillas fijas, haremos coincidir dos puntos con los extremos de la base de la quilla. Y si son de las removibles, seguimos instrucciones del fabricante.

La quilla central no presenta dificultad, para las laterales usaremos un cartabón para mayor exactitud. Usando como referencia el alma de la tabla.

5. El glaseado:

Lo primero es cortar las telas de fibra de vidrio a utilizar. Generalmente son dos capas en la parte superior y los cantos. En la inferior una sola.

Via Pinterest.com

A más capas de fibra de vidrio, más dureza y grosor, pero también más peso. Es importante que sepas esto. Es necesario un equilibrio entre el peso del surfer y las capas.

Procedimiento:

Empezamos por la parte superior, colocando la 1era capa. Extendiendo sobre la tabla la fibra de vidrio, cubriendo toda la superficie. De punta a cola, así como cantos y parte del fondo.

Se prepara la resina con el catalizador, logrando una mezcla homogénea para cubrir esta primera capa. Se empieza por el centro de la tabla, extendiendo la resina con su aplicador hacia los cantos. Adentrándose en los bordes del fondo.

Debe ser una capa uniforme, sino afectará el resultado final. La 2da capa se aplica al secar completamente la 1era siguiendo el mismo procedimiento. En el fondo es exactamente igual.

6. Lijado y pulido:

Ya seca totalmente la tabla, se procede a lijarla y pulirla. Usando la lijadora eléctrica en 1er lugar y luego el lijado manual. Pasando de la lija más gruesa a la más fina.

Una vez hecho esto, pasamos al pulido, usando el producto de pulimento sobre su superficie y usaremos la máquina hasta obtener el acabado deseado.

7. Colocado de quillas y tapones:

Puede ser previo o posterior al lijado o pulido. Si son fijas, es preferible ponerlas después del glaseado. Si son removibles es indiferente si se coloca antes o después.

Las quillas fijas pueden pegarse usando superglue en las marcas previamente indicadas. Para ello una vez revisado que todo esté perfecto (quillas laterales y central). Colocamos varios hilos gruesos de fibra de vidrio que sobresalgan un poco, se impregnan con resina y procedemos a pegarlas.

El leash y los anclajes se ubican en un hueco que ubicaremos con la fresadora sobre los puntos previamente marcados.

Hasta aquí el paso a paso para hacer tu propia tabla, es una actividad compleja y requiere mucho tiempo, paciencia y esmero. Pero lo mejor es obtener una tabla tuya, para ti y por ti.

Surfcamp de verano 2021

Si deseas aprender más sobre surf, te esperamos en nuestros Surfcamps. Somos la Escuela de Surf Las Dunas. Estamos ubicados en la playa de Salinas, en Asturias.

¡Vive la experiencia Las Dunas!.

What's your reaction?
0Cool0Bad0Lol0Sad

Deja un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario, obtener información estadística sobre tus hábitos de navegación, crear un perfil personalizado y ofrecerte publicidad adaptada a tus preferencias.    Ver Política de cookies
Privacidad